InicioRomanesco

Romanesco

romanesco

Guía para cultivar Romanesco en mi huerto urbano

El Romanesco o romanescu es una variedad de la coliflor italiana, que presenta inflorescencias o cabezas verdes florales que terminan en forma de pirámide.

 

Época de siembra Mayo – Septiembre
Marco de cultivo 40 – 70 cm
Profundidad siembra 0,5 – 1 cm
Exposición solar Pleno sol
Riego Regular
Recolección 5 – 6 meses

 


TierraPreparar la tierra y el abonado

El romanesco prefiere las tierras francas, mullidas, sueltas, ricas en humus y con abundante compost. No soportan los calores veraniegos, mantener en lugar con sombra.

SiembraSiembra

Rellenar el semillero protegido con sustrato y depositar la semilla a 0.5 – 1 cm de profundidad. Extender Vermiculita (aislante térmico)

TrasplantarTrasplante

Realizar un repicado a macetas cuando las plantitas tengan de 3 a 4 hojas. Trasplantar haciendo un hueco con el tamaño del cepellón y regar copiosamente. Colocar las plantas a una distancia de 40 a 70 cm.

MantenimientoMantenimiento

Tras el trasplante y riego copioso en cada pie de planta para que enraíce bien, esparciremos sobre la tierra compost y cubriremos todo con un buen acolchado de paja (así aportaremos potasio, necesario para la formación de las cabezas florales). Necesita mucha agua. Mantener en lugar sombreado en verano. Cuando la planta es joven puede atraer al pulgón, pero la plaga más demoledora es la presencia de orugas comedoras de hojas.

RecolecciónRecolección

Cuando veamos que nace el cogollo del romanesco, observarlo a diario. Recolectar cortando el cogollo cuando sea denso y no se abra.

 

Las Propiedades del Romanesco

 

Las Orugas de la Col